Cuatro futbolistas del Sevilla se saltan la cuarentena y el protocolo de vuelta a la competición.


Cuatro futbolistas del Sevilla se saltan la cuarentena y el protocolo de vuelta a la competición.

La normativa estipulada para prevenir los contagios parecen no haber calado en la plantilla del Sevilla, o por lo menos, en algunos de sus jugadores. Es el caso de Franco Vázquez, Lucas Ocampos, Éver Banega y Luuk de Jong, que por culpa del descuido de una de sus parejas se encuentran actualmente en el ojo del huracán.

Concretamente, la de Banega, que compartió una fotografía en sus redes sociales, que borró al poco tiempo. En la imagen se puede ver a los cuatro sevillistas acompañados de ocho personas más. Parecería todo normal, salvo que en Sevilla, al estar en la fase 1 del confinamiento, solo se pueden hacer reuniones de hasta 10 personas, y no de 12.

Los futbolistas se enfrentan ahora a una fuerte sanción tanto por parte del club como de las autoridades sanitarias, al violar las medidas del Gobierno, así como el meticuloso protocolo de vuelta a la competición del Ministerio de Sanidad, LaLiga, la RFEF y el CSD.

Esta acción puede traer también consecuencias sobre sus compañeros futbolistas, ya que da la razón a una de las medidas que más apoyaban desde las autoridades y más condenaban desde el sindicato: las concentraciones. En un principio se propuso que los jugadores estuviesen concentrados antes de la vuelta del fútbol para descartar contagios externos, y esta opción vuelve a tomar fuerza tras este incidente.

Más información: 20 MINUTOS.