Descubre qué 12 selecciones de fútbol femenino estarán en los Juegos.


Descubre qué 12 selecciones de fútbol femenino estarán en los Juegos.

En menos de dos semanas, el próximo 23 de julio, arrancarán en Tokio los Juegos Olímpicos más esperados, con un año de retraso por la pandemia. Dos días antes de esa fecha, en la que tendrá lugar la ceremonia inaugural, ya se empezarán a disputar los primeros partidos de fútbol, siendo las chicas las encargadas de poner el balón a rodar, con la primera jornada de enfrentamientos entre las doce selecciones que conforman los grupos E, F, y G, en los que se han dividido a los combinados participantes en la séptima edición en la que el fútbol femenino está presente en unas Olimpiadas.

La primera fue en Atlanta, en 1996, donde Estados Unidos estrenó el palmarés ganando a China en la final y colgándose la primera de sus cuatro medallas de oro, tras volver a proclamarse campeona en Atenas 2004, Pekín 2008 y Londres 2012. En Río de Janeiro en 2016 se quedó fuera del podio, siendo quinta, por lo que las tetracampeonas del mundo irán dispuestas a recuperar su trono. En Sídney en el año 2000 obtuvo la gloria Noruega, mientras que en Brasil lo hizo Alemania, que se había conformado en tres ocasiones anteriores con el bronce.

Estas dos selecciones no estarán en Tokio, a donde sí acudirán Gran Bretaña, Chile, Japón y Canadá (Grupo E); China, Brasil, Zambia y Países Bajos (Gruepo F); Estados Unidos, Suecia, Australia y Nueva Zelanda (Grupo G). Entre ellas disputarán la fase de grupos del 21 al 27 de julio, en seis sedes (Sapporo, Rifu, Kashima, Yokohama, Saitama y Tokio). El día 30 tendrán lugar los cuartos, en los estadios de Miyagi, Saitama, Ibaraki Kashima y Yokohama. En estos dos últimos escenarios el 2 de agosto se celebrarán las semifinales, tres días antes de disputarse el duelo por la medalla de bronce. El día 6 de agosto, en Tokio, será cuando se conozca el nombre del ganador.

Gran Bretaña.
Capitaneadas por Lucy Bronze, elegida como mejor jugadora del mundo por la FIFA en 2020, Gran Bretaña disputará su segunda participación en unos Juegos Olímpicos. Debutaron en el torneo en 2012 al ser las anfitrionas. Están dirigidas en el banquillo por la noruega Hege Riise, quien se colgó como jugadora la medalla de oro en el año 2000, siendo una de las pocas mujeres que tiene en su palmarés un triunfo en las Olimpiadas, el Mundial y el Europeo.

Japón.
Las anfitrionas de esta edición son una de las favoritas a subirse al podio. Medalla de plata en Londres y cuartas en Pekín, cuentan en sus filas con las campeona del mundo en 2011 Saki Kumagai y Mana Iwabuchi, jugadoras del Bayern de Munich (tras pasar ocho temporadas en el Olympique de Lyon) y Aston Villa respectivamente.

Canadá.
La selección canadiense, medalla de bronce en tanto en Londres como en Río de Janeiro, también será una dura contendiente. Logró su clasificación al quedar subcampeona del torneo preolímpico de la CONCACAF. En su vestuario tiene todo un talismán con Christine Sinclair, la máxima goleadora de los torneos internacionales de selecciones todos los tiempos (incluidos hombres). Actualmente lleva 186 goles marcados en 299 partidos disputados. En mayo se adjudicó la NWSL Challenge Cup con las Portland Thorns, equipo estadounidense en el que milita.

Chile.
La selección femenina de Chile logró el pasado mes de abril el histórico pase a los Juegos tras ganar en la repesca a Camerún. Un debut olímpico que entre otras lo hizo posible la guardameta Christiane Endler, quien hace apenas unos días dejó el Paris Saint-Germain para fichar por el Olympique de Lyon.

China.
Al igual que Chile, el último de los boletos para estar presente en Tokio este verano lo obtuvo China, al vencer en la repesca a Corea. Lo hizo con Wang Shuang vistiéndose de heroína, al anotar el gol de la victoria en la prórroga, en un choque que retrasó su fecha en varias ocasiones por la pandemia de coronavirus. En el caso de las asiáticas, esta será su sexta participación. Solo se perdieron la de Londres, logrando la plata en la primera edición en 1996 en Atlanta, cayendo derrotadas 2-1 ante Estados Unidos en la final.

Brasil.
Nunca han logrado una medalla de oro en unos Juegos, colgándose la plata en dos ocasiones, en 2004 y 2008, y siendo cuartas tres veces, lo que las coloca como la tercera mejor selección femenina olímpica. Brasil, siempre favorita, es junto a Estados Unidos y Suecia el único de los tres combinados nacionales que ha estado presente en todas las ediciones de unas Olimpiadas con presencia femenina. En Tokio buscará subirse por fin a lo más alto del podio, con un plantel de lujo en el que sobresalen las veteranas Marta Vieira da Silva y Formiga, con 35 años y 43 años respectivamente.

Países Bajos.
Subcampeonas de la Eurocopa de 2017 y del pasado Mundial de Francia en 2019, Países Bajos tratará de mantener su buen rendimiento en los torneos internacionales en los últimos años tras lograr por primera vez clasificarse para los Juegos Olímpicos. Lo harán dirigidas en el banquillo por la exfutbolista Sarina Wiegman, que mantendrá casi intacto el bloque que llegó a la final de la Copa Mundial, en el que sobresale la delantera del Barça Lieke Martens, campeona de la Champions.

Zambia.
Es sin duda la cenicienta del grupo F y de todo el torneo. Zambia es otro de los combinados que debutará en los Juegos, tras vencer en el Preolímpico de la Confederación Africana. Una fase clasificatoria en la que brilló la centrocampista Grace Chanda tras anotar ocho goles.

Estados Unidos.
El técnico macedonio Vlatko Andonovski tendrá ante sí la oportunidad de triunfar por primera vez con la gran favorita en un torneo de este calibre, tras hacerse con el banquillo en 2019, después de la marcha de Jill Ellis. Estados Unidos, dos veces campeonas del mundo y cuatro veces medalla de oro en los Juegos, buscará su quinto triunfo olímpico después de quedarse fuera del podio en Río en 2016. Jugadoras como Carli Lloyd, Alex Morgan o Megan Rapinoe tratarán de encargarse de ello.

Suecia.
Son unas fijas en los Juegos desde que en 1996 se disputa el torneo de fútbol femenino. Lograron la plata una década más tarde en Brasil, después de derrotar a Estados Unidos en los penaltis, y ahora quieren dar un paso adelante. En su expedición contarán con Caroline Seger, centrocampista curtida en mil batallas, del Rosengard, que recientemente se ha convertido en la jugadora con más partidos internacionales en la historia continental.

Australia.
Las ‘Matildas’ afrontarán en Tokio su cuarta participación en unas Olimpiadas, torneo en el que su mejor clasificación fue el quinto puesto obtenido en Atenas en 2004. El combinado australiano, que solo ha ganado dos partidos y empatado cuatro en los Juegos, se encomendará a su capitana Sam Kerr, quien debutó con la selección con tan solo 15 años. Viene de ganar con el Chelsea el título de liga y de recibir a título personal el premio Bota de Oro de la FA WSL, tras anotar 21 goles en 22 partidos, convirtiéndose en la primera jugadora en obtener tal distinción en tres ligas diferentes.

Nueva Zelanda.
Debutaron en unas Olimpiadas en 2008 y desde entonces Nueva Zelanda no ha faltado a la cita. Su mejor posición fue el octavo puesto logrado en Londres. En su plantilla destacan la experimentada defensa Abby Erceg y Hannah Wilkinson, máxima goleadora de las elegidas por el seleccionador Tom Sermanni, con 26 dianas en su cuenta particular.

GRUPOS.

Grupo E Gran Bretaña, Japón, Chile y Canadá.

Grupo F Brasil, China, Países Bajos y Zambia.

Grupo G EEUU, Suecia, Australia y Nueva Zelanda.

Más información: EL CORREO.