La capitana del Barça, Vicky Losada: “Siento la responsabilidad de pelear por los derechos de las futbolistas”.


La capitana del Barça, Vicky Losada: “Siento la responsabilidad de pelear por los derechos de las futbolistas”.

Este año está siendo muy especial para Vicky Losada, toda una veterana y referente en el fútbol femenino de nuestro país. La centrocampista y capitana del Fútbol Club Barcelona está luchando junto a su equipo por conquistar la Liga y la Champion. Pero también lucha por la igualdad de la mujer en el fútbol y ayuda a niñas menos favorecidas a través de este deporte. En esta entrevista, Vicky nos hace un repaso de los cambios que ha vivido dentro del fútbol femenino español y en los que ha participado activamente, de sus sueños deportivos y personales y de cómo la unión hace la fuerza para conseguir lo imposible.

Vicky, ¿cuándo empezó tu pasión por el fútbol?
Yo tendría 7 añitos y siempre estaba con un balón en los pies, hasta que un día mi madre hizo realidad ese deseo de jugar al fútbol y me inscribió en un equipo de chicos.

¿Qué recuerdas de aquellas ligas infantiles?
Empecé con los benjamines en Can Parellada, un barrio de Terrassa (Barcelona). Yo era la única chica del equipo y siempre fui centrocampista. Tengo mucho cariño al equipo donde empecé y era una más, pero cuando iba a jugar a otros campos sí que había los típicos comentarios donde me llamaban marimacho o “¡mira una chica1”, que sonaba a “las chicas no juegan al futbol”, pero los comentarios cambiaban a positivos cuando me veían jugar y se advertían de que en el Can Parellada jugaba una chica y lo hacía muy bien.

¿En qué momento supiste que querías dedicarte al fútbol profesional?
Yo tenía 10 años cuando ficho por el Sabadell y llego al Barça con 14 años. Al año siguiente subo a primera división del Barça y juego seis años en primera, pero el femenino no era fútbol profesional, ni se veía que las futbolistas tuviéramos un futuro en este deporte en España.

Entonces, te fuiste al New York Flash y después al Arsenal. ¿Qué aprendiste en estos años en equipos internacionales?
Cuando tengo 21 años es cuando decido irme a Estados Unidos, porque aquí ya lo había ganado todo, pero estaba estancada por la forma en la que se concebía en España el fútbol femenino. En España había tocado techo, la liga no era profesional, no podía dedicarme a lo que más me gustaba, pero fuera de aquí, sí podía seguir progresando. Me fui a New York en 2014 a probar fortuna. Allí el fútbol femenino es top y fui profesional 100% con un sueldo mucho mejor y con unas condiciones y facilidades en las que podía dedicarme al fútbol. Decido dejarlo todo y apostar por el fútbol.

¿Qué supuso para una chica tan joven salir de su zona de confort y enfrentarse a otro idioma y otra forma de juego?
Fue muy duro, y me fui llorando para allá. Hablaba poco inglés y era una persona muy introvertida y vergonzosa. Me costaba relacionarme con la gente porque al no saber el idioma no quería hacer el ridículo. Pero marcharme me ayudó, porque me fui allí por un sueño y luego me ayudó muchísimo a aprender otro idioma, otra cultura a relacionarme a sobrevivir en situaciones a las que no estaba acostumbrada y ahora no se me hace un mundo cualquier situación. Me hizo más fuerte.

Y después fichaste por el Arsenal…
Tras jugar seis meses en Nueva York, volví al Barça en septiembre y en marzo me fui a Inglaterra, porque allí la liga femenina es también de verano. Estuve dos temporadas en el Arsenal de manera profesional, un tipo de fútbol diferente al de New York, que es más físico.

España debuta en 2015 por primera vez en unos Mundiales femeninos y marcaste el primer gol de la Selección Española de su historia, ¿eso significó un antes y un después en tu carrera?
El simple hecho de ir a un mundial te cambia la vida. Cuando debuto en los mundiales yo era jugadora del Arsenal. El primer mundial que jugó la selección femenina fue en Canadá y ahí fue donde metí el primer gol de la historia de España en el Mundial de fútbol femenino. He disputado otro mundial más y dos europeos y, al final, para el futbolista estas competiciones son el escenario perfecto para darte a conocer. Ese gol me cambio la vida y mi nombre va a quedar en la historia.

Desde 2010 juegas en la Selección, ¿cómo os lleváis entre las compañeras, que por otro lado, sois rivales en la Liga?
Debuté con 19 añitos. Fueron años de mucho trabajo. Pero es cierto que después de muchos años de trabajar, de confiar, de buscar ser profesional, la selección fue la recompensa. Entre las chicas de la selección nunca hemos tenido ningún problema. El grupo es una piña, que es lo que se necesita para lograr cosas importantes. En la selección todas llevamos la misma camiseta y somos un gran equipo sin problemas y con buen ambiente.

Como capitana del Barça, ¿cuáles son los valores que encarnas?
Como capitana, las jugadores buscan en mí que sea un ejemplo de valentía, liderazgo, compromiso, trabajo y empatía. Yo en mi caso represento al club porque llevo muchísimos años en el Barça y represento también sus valores gracias a esos años de aprendizaje que llevo encima.

¿Cómo te afectan los cambios de dirección que ha habido en el Barça?
De momento, no nos han afectado. Lo que sí nos afectaba era que el club no tuviera un representante, un jefe máximo, porque cuando una institución tan grande no tiene capitán, el barco acaba hundiéndose. Nosotras necesitábamos un capitán y nosotras llevamos dos años con una dinámica muy buena y lo más complicado es siempre la parte económica, pero por suerte la sección femenina va viento en popa. Y Laporta ya ha dicho que va a apostar por nosotras, por el fútbol femenino. Este año es muy bonito porque estamos peleando en la Champion y en la Liga.

Además, has sido y eres una gran defensora de los derechos de las mujeres en el fútbol y habéis conseguido el primer convenio colectivo del fútbol femenino español.
Como llevo tantos años en el fútbol, siento el compromiso y la responsabilidad de poner mi cara, aunque reciba golpes, por pelear por nuestros derechos mínimos, porque si no lo hacemos nosotras, no lo va a hacer nadie. Y se ha demostrado que cuando nos unimos es cuando conseguimos las cosas.

¿Qué papel juegan las instituciones para dar visibilidad del fútbol femenino?
Las instituciones son los únicos que tienen los medios. Nosotras sin ellas no somos nadie y al revés. Esta claro a nivel económico, de marketing de dar visibilidad, las instituciones pueden hacer mucho. Nosotras podemos pelear por lo que está en nuestras manos y por unas condiciones mínimas: Un sueldo, unas condiciones laborales ante minusvalías, embarazos o cotizaciones… Nada estaba regulado y esta regulación que conseguimos en 2019 es importantísima para nosotras.

Estáis peleando actualmente en la Champion y en la Liga, ¿cómo se planifica un entrenamiento en plena temporada?
En pretemporada sí entrenábamos tres veces al día, pero ahora con el COVID jugamos cada dos o tres días y viajamos muchísimo y aún así entrenamos cada día dos horas y media, dependiendo de cuando se juegue el partido. Nosotras no bajamos la intensidad.

Hace unos meses te pasaste a una dieta Plant Based, ¿en qué consiste y qué te está suponiendo?
Llevo ya más de medio año con una dieta Plant Based. Cambié la dieta a raíz de mis lesiones con tendinopatías crónicas después de tanto tiempo en el deporte de élite. Lo hice por tener una alimentación intinflamatoria y dejé de comer tanta carne y pescado. Lo estoy llevando bien porque pensé que iba a costarme cambiar este hábito, pero el mercado te ofrece muchas opciones.

¿Has notado ya los resultados de esta dieta?
He bajado un poco de peso y me estoy definiendo más. Me siento menos hinchada e incluso lo he notado en el periodo, que ahora es más regular. Me recupero antes, me siento más liberada y he notado que mi nivel de estrés se ha reducido y descanso más. Ten en cuenta que viajamos mucho y el estrés con los viajes se acentúa.

¿Y ahora qué alimentos te gustan más? ¿Qué comes para no tener déficit de ciertos nutrientes?
En el Barça tenemos nutricionista y ellos te educan: qué alimentos comer, cuándo hay que comerlos, cómo combinarlos, en qué cantidad… Desde que hago la dieta Plant Based una de mis alertas es no tener déficit de proteínas, pero el mercado da opciones de origen vegetal como el tofu, frutas, verduras, frutos rojos antioxidantes, semillas… Los pistachos me encantan. Están buenísimos y son una gran fuente de proteínas y minerales. Cuando viajo, mi mejor amigo es el pistacho porque es mi momento snack favorito.

Has ganado cinco Ligas y cinco Copas de la Reina, ¿qué te falta conquistar?
Todo el mundo sabe que me encantaría ganar una Champion Ligue que me queda en el palmarés a nivel de club y a nivel de selección, el Europeo. Desde que tuve la lesión, el seleccionador está contando menos conmigo, pero yo sigo trabajando duro para poder estar en las listas del Europeo.

¿Y a nivel persona?
Mi sueño a nivel personal es crear una escuela de fútbol. Estamos haciendo campus, master class con americanos, con chicas de Cataluña y me gustaría dar oportunidades a las chicas de compartir mi experiencia de darles buenos entrenadores y una buena educación, que son cosas que cuando yo era pequeña no tuve pero, sobre todo, especializarlo en la mujer, en la sección femenina y hacer algo de calidad. Ojalá pueda hacer los campus que tengo previstos para este verano en USA, Canada y Terrassa, pero todo depende del COVID.

Estás muy involucrada en causas solidarias con el fútbol como elemento integrador de niñas menos favorecidas.
Sí, este año hice varias acciones. Y con las chicas de la liga nos juntamos para conseguir necesidades primarias para niñas menos favorecidas; con la Fundación del Barça colaboro activamente. Nosotras somos la cara visible y yo soy una persona muy comprometida y ayudar a los demás con causas sociales me llena mucha. Los deportistas tenemos más poder y voz de lo que pensamos y yo quiero aprovecharlo para ayudar.
En redes eres también muy activa. En Tiktok hay un movimiento de empoderamiento de la mujer con el hashtag #JueganComoChicas #MásMujeres en donde te has involucrado.
IG, Tiktok… Las redes sociales llegan a todo el mundo en un segundo y desde que decidí desarrollar mi imagen y que se me relacione con algunos temas determinados, siempre me ha gustado que la gente me conozca por hacer algo más, no solo jugar al fútbol, y que pueda ayudar en causas benéficas, de apoyo a la mujer, y ayudar a las niñas con problemas que yo he podido vivir. No cuesta nada ayudar y si tienes poder de llegar a la gente, yo no puedo permitirme no responder a la gente que necesita ayuda. Mi compromiso es máximo.

Para terminar, ¿qué es el fútbol para ti?
Me da mucho, el futbol es mi vida. El fútbol no me ha regalado nada, no siempre es bonito y tiene momentos muy duros, pero me ha dado una oportunidad tras otra de ser la persona que soy hoy y de poder hacer algo que me encanta, me apasiona y que me hace feliz y probablemente de tener un buen un futuro y de tener oportunidades que otras personas no ha podido tener.

Más información: WOMEN’S HEALTH.