La Segunda B tiene al presidente y al entrenador más joven del fútbol español.


La Segunda B tiene al presidente y al entrenador más joven del fútbol español.

Cuando el Burgos en el que jugó el mítico Juanito desapareció en 1983, el argentino Franco Caselli estaba a doce años de nacer. Sin embargo, antes de cumplir el cuarto de siglo, el hijo del empresario Antonio Caselli, ha hecho historia al convertirse este martes en el presidente más joven no solo de la historia del club que milita en la Segunda División B, sino que también lo ha sido de la historia del fútbol español.

Con tan solo 24 años recién cumplidos, Caselli, que anteriormente desempeñaba las funciones de Consejero Delegado, fue elegido con el voto unánime de los accionistas del club para sustituir a Jesús Martínez Nogal, su sucesor en el cargo. Además, su hermano Bruno Caselli, forma parte de los vocales de la Junta, por lo que la familia Caselli, que a finales de octubre se hizo con el 90% de las acciones del club, está de doble celebración.

Por otra parte, la categoría de bronce tiene al entrenador más joven entre los 20 de Primera División, los 22 de Segunda División y los 80 de Segunda División B.

El pasado 29 de octubre, el Izarra anunció la contratación del técnico madrileño Pablo Álvarez para coger las riendas del conjunto navarro en sustitución del pamplonés Unai Jauregui, que renunció a su cargo escasos días antes.

A pesar de sus 25 años, Pablo Álvarez cuenta con experiencia al haber ejercido sus funciones como preparador físico en la selección de China sub-16 y de segundo entrenador en el Navalcarnero.

Más información: 20 minutos / deportes.