Renault muestra el Alpine de Fernando Alonso para la temporada 2021 de Fórmula 1.


Renault muestra el Alpine de Fernando Alonso para la temporada 2021 de Fórmula 1.

La rueda de prensa en la que Renault ha presentado su nueva línea empresarial ha servido para ver, por primera vez, el Alpine con el que Fernando Alonso vuelve a la Fórmula 1.

Aún sin la decoración final que se presentará en unas semanas, aunque sí con algunos detalles, Luca de Meo, CEO de la compañía, y Laurent Rossi, nuevo jefe ejecutivo de la escudería, han presentado al mundo el nuevo monoplaza, cuyo nombre será Alpine A521.

La ‘Renaulution’, como han llamado a la nueva época de la compañía, pasa por darle un mayor peso a la marca Alpine. Así lo ha confirmado De Meo, cuya responsabilidad en el fichaje de Alonso es máxima: fue él quien decidió que la apuesta era el asturiano, incluso aunque eso conllevase una profunda reestructuración.

«Dar una identidad poderosa y específica a la Fórmula 1, pero también a todo el programa de deportes de motor de Alpine, es una prueba y una oportunidad. Con el deporte de motor en el corazón de nuestro proceso, la identidad gráfica es clave. La librea presentada hoy es la primera evocación de la nueva identidad del equipo Alpine F1. Algunos de los elementos gráficos estructurales permanecerán en la decoración de carreras, mientras que otros cambiarán. El emblema Alpine ‘sobredimensionado’ en un sistema de gráficos tricolor es el primer símbolo claro de la identidad de la marca en el automovilismo. El azul, el blanco y el rojo se refieren a los colores de las banderas de Francia y Gran Bretaña, lo cual es muy importante para nosotros. Aún quedan por venir numerosas variaciones en todos los aspectos», señala Antony Villain, director de diseño de Alpine.

écnicamente, debido a la estabilidad normativa en la Fórmula 1, este Alpine será muy similar al Renault RS20 que ya se vio el año pasado y que Fernando Alonso probó en los test de jóvenes pilotos de Abu Dhabi.

Sin muchos cambios en lo estructural, queda por ver si han podido potenciar un monoplaza que logró tres podios el año pasado: dos con Daniel Ricciardo y uno con Esteban Ocon.

La importancia de tener éxito en Alpine es clave para el Grupo Renault. De hecho, según ellos mismos anunciaron, una de las claves del próximo lustro será «posicionar la F1 en el centro del proyecto, a través de un compromiso totalmente renovado con el campeonato». En buena medida, esto es un cambio radical a lo visto previamente, dado que se destinarán más recursos económicos a la escudería que muta su nombre de Renault a Alpine, pero que seguirá siendo la misma base.

La separación de nombres es un homenaje al pasado deportivo de la empresa, y a su vez una manera de potenciar el concepto ‘Alpine’: «En 2021, Alpine Cars, Renault Sport Cars y Renault Sport Racing unen fuerzas bajo el buque insignia de Alpine. Se convierte así en la marca dedicada a los coches deportivos innovadores, auténticos y exclusivos de Groupe Renault, beneficiándose de la herencia y la artesanía de su histórica planta en Dieppe, así como del dominio de la ingeniería de los equipos de Fórmula 1 y Renault Sport».

Más información;: 20 MINUTOS.