Rusia, al borde de la expulsión definitiva del atletismo mundial.


Rusia, al borde de la expulsión definitiva del atletismo mundial.

World Athletics, el ente rector del atletismo mundial, avisó este jueves que ha decidido «expulsar» a la Federación Rusa si no paga antes del 15 de agosto el dinero que debe al organismo por multas y costes por temas de dopaje.

Según informó la federación que preside Sebastian Coe, el atletismo ruso tiene todavía que pagarle 5 millones de dólares (4,2 millones de euros) de multa por ayudar al saltador de altura Daniel Lysenko a evitar una sanción por un caso de dopaje, y de 1,31 millones de dólares (1,1 millones de euros) por los costes de los criterios de verificación incurridos desde el 30 de junio de 2019 hasta el 31 de marzo de 2020, del Grupo de Trabajo, de la Junta de Revisión de Dopaje, y de investigación a Lysenko.

La RusAF lleva suspendida de sus funciones desde noviembre de 2015 a raíz de las revelaciones del ‘informe McLaren’ de prácticas de dopaje auspiciadas por las propias autoridades del país, y la tensión ha aumentado tras desvelarse que Lysenko quebrantó las normas sobre la localización de los controles antidopaje y la aparición de documentos falsificados por parte de directivos de la federación.

El presidente del Grupo de Trabajo, Rune Andersen, expresó su decepción por comprobar que habían visto «muy poco en término de cambio cultural en el atletismo ruso» durante los últimos cinco años, y que había invertido «una enorme cantidad de tiempo y esfuerzo en ayudar a la RusAF a la reforma de sí misma y del atletismo ruso, en beneficio de los todos los atletas rusos limpios», pero que la respuesta de la federación había sido inadecuada.

Por ello, si la RusAF no cumple con sus pagos ni tampoco presenta un plan deportivo que tenga el visto bueno del Grupo de Trabajo de World Athletics antes del 30 de septiembre, recomendarán al Congreso del organismo del 2021 que la federación sea expulsada como miembro del ente.Además, mientras no se solucionen estas dos cuestiones, el mecanismo para que los atletas rusos puedan competir como neutrales «no estará disponible».

Más información: ABC.